Guía para una buena higiene íntima después del sexo

Esencial para prevenir la aparición de infecciones, se debe considerar una serie de pautas para hacerlo correctamente. La ginecóloga Vilma Rosciszewski nos dice cuáles deberíamos incluir en nuestra rutina.

Gisela Carpineta

Jueves 20 de Agosto

Periodista especializada en LifeStyle y Gastronomía. Escribe en diferentes medios gráficos y digitales. #Foodie. En redes: @gcarpineta

Ok, ya pasaron los besos, hubo caricias y mucho placer…. Pero antes de que te des vuelta y te duermas, es importante que grabes este consejo en tu cabeza y lo incluyas en tu rutina de ahora en más: ¡No olvides orinar después de tener relaciones!

Según nos explica la médica ginecóloga Vilma Rosciszewski (@ginecoyvos), hacer pis es una de las cosas más importantes que hay que tener en cuenta para una buena higiene íntima después del sexo. ¡Y antes también! Sin embargo, por desconocimiento, por fiaca de levantarnos o simplemente por no entender la importancia de este acto, lo pasamos por alto.

“Cuando tenemos relaciones sexuales, en los genitales externos puede haber algún bichito del ano dando vueltas ya que está todo muy cerca. Entonces, hacer pis nos va a ayudar a evitar que esa bacteria ascienda y nos pueda generar una infección urinaria o vaginal”, remarca la especialista.

Hacer pis nos ayuda a evitar que se genere una infección urinaria o vaginal

Básicamente, la vagina es una de las pocas partes de tu cuerpo que se “autolimpia” y vuelve a su equilibrio normalmente. Es por eso que los ginecólogos llevan adelante una fuerte campaña de concientización en contra del uso del bidet y las duchas vaginales, otro de los errores más comunes que cometemos cuando nos obsesionamos con la higiene de nuestras partes íntimas.

Esta práctica no se aconseja porque altera la flora natural de la vagina y, además, genera un ambiente propenso a que ingresen otros microorganismos. “Los ginecólogos siempre remarcamos que no hay que utilizarlos justamente porque son un caldo de cultivo que favorece a las infecciones urinarias y vaginales”, afirma Vilma.

Si querés conocer más sobre los peligros del bidet, no te pierdas este video:

View this post on Instagram

No al Bidet. Al utilizar el bidet la ducha puede barrer la flora vaginal que tiene una función de protección y equilibrio para la vagina. Además se forma un puente de bacterias entre el ano y vagina ocasionando infecciones vaginales y también urinarias. Tip. Lavar la región anal con agua. O utilizar toallas de ph neutro. Siempre siempre de adelante hacia atrás. Papel higiénico blanco sin aditivos. Es común recibir en la consulta Mujeres con infecciones urinarias a repetición. Esta es una de las causas. Levante la mano quién utiliza bidet. – #ginecologa #ginecotips #infeccionurinaria #vagina #duchavaginal #vulvovaginitis #emprendedorareal #secomocuidarme #noalbidet

A post shared by Vilma Rosciszewski Ginecologa (@ginecoyvos) on

Y entonces, si no es necesario lavar la vagina, ¿Qué hacemos? En ese sentido la ginecóloga nos recomienda: “La vulva se lava simplemente con agua o con jabones con ph neutro. Ahora hay en el mercado jabones vaginales que tienen un ph para edad fértil o un ph para la menopausia, pero sino simplemente con jabones neutros o con agua está bien”. La vulva es el término con el que se denomina al conjunto de los labios mayores, menores y punta del clítoris: básicamente, es lo que podés ver si mirás hacia abajo.

Otro punto importante es acordarse de lavarse bien las manos -pensá que tocaste los genitales de la otra persona y quizás también el ano que tiene bacterias- así como también preguntarle a nuestra pareja si le pica, le arde o le molesta. “Y por supuesto, si utilizamos juguetes también es importante lavarlos con agua y jabón para que queden limpios la próxima vez que quieran usarlos”, remarca Vilva.

Hacer pis, chau bidet… ¿Y qué más?

  • No uses productos perfumados, ya que tienden a irritar la piel del interior de tu vagina, la cual es más sensible que la del resto de tu cuerpo.
  • Usá ropa interior de algodón, suelta y cómoda, para dejar que la zona respire y evitar molestias.
  • Hacé pis antes de tener sexo: esto también ayuda a disminuir la posibilidad de que las bacterias se multipliquen dentro de tu cuerpo.

Comentarios


ÚLTIMAS NOTAS