MINI CURSO SEXUALIDAD / MÓDULO 2: Nuestros órganos de placer

Seguimos con el curso “Reaviva el fuego en la pareja ¡más y mejores orgasmos juntos” en el que estamos aprendiendo a disfrutar más en la cama para lograr sentirnos mejor en la relación. Nayara Malnero, psicóloga y sexóloga, sigue con sus enseñanzas en este módulo 2.

#StaffMujer

Viernes 13 de Agosto

Somos un staff de profesionales y periodistas que recopilan información útil para las mujeres: desde belleza, moda, salud, sexo, astrología, DIY, fitness y tutoriales. Somos mujeres, somos comunidad.

En esta segunda lección de “Reaviva el fuego en la pareja”, la psicóloga y sexóloga Nayara nos cuenta todo lo que tenemos que saber sobre los órganos de placer. 

Enseñanzas de Nayara

Seguro que has escuchado alguna vez el término “zona erógena”, ¿verdad? Las zonas erógenas son puntos especiales en nuestra anatomía que reaccionan de forma especial a los estímulos. Se caracterizan por estar repletas de terminaciones nerviosas y gracias a ellas podemos alcanzar un gran placer o incluso el orgasmo.

Estoy segura de que a lo largo de tu vida has escuchado hablar de muchas zonas erógenas tanto en los hombres como en las mujeres. De algunas te hablé en el video de esta lección: clítoris, punto G… pero quiero adelantarte una información muy importante.

De nada sirve tocar los botones si la máquina no está encendida. ¿De qué sirve, por ejemplo, que te compres el estimulador de punto G más avanzado del mercado si aún no lograste desconectar del trabajo? ¿Qué importa que tu clítoris tenga activadas sus 8mil terminaciones nerviosas si todavía tenés que dar de cenar, bañar y acostar a los niños?

Nos encanta construir la casa por el tejado y siento decirte que es imposible. Habitualmente solemos leer sobre técnicas sexuales, posturas y puntos clave pero de poco nos sirven si nos falta la coordinación de lo más importante: nuestra mente.

Por eso en la lección de hoy quiero hacer hincapié en la zona erógena más importante para tu placer: tu mente. Me refiero a tu desconexión, la relajación, poder estar en el aquí y ahora…¿Cuánto tiempo te dedicás a vos misma al cabo del día? ¿Cuánto tiempo descansás? ¿Qué hacés para desconectar de tus responsabilidades diarias?

El estrés es el peor enemigo del sexo. Hace que nuestra mente siempre esté a mil, que no escuchemos nuestro cuerpo y sus deseos, que el placer nunca llegue porque “estamos a otras cosas más importantes”. Seguro que en más de una ocasión aplazaste un encuentro íntimo para después porque había cosas mucho más urgentes como responder un mail de trabajo.

Por eso te animo a empezar por vos. A reservarte ese tiempo de desconexión tan importante, a crear un ritual para dejar atrás las preocupaciones del día a día y poder rendirte al placer. De este modo te aseguro que cualquier punto será erógeno. La mayor zona erógena siempre está en nuestra mente y es importante que la cuides ¡Solo tenés una y es tuya!

 

 

ÚLTIMAS NOTAS