Cómo preparar agua de chía: beneficios y propiedades

#StaffMujer

Jueves 02 de Mayo

Somos un staff de profesionales y periodistas que recopilan información útil para las mujeres: desde belleza, moda, salud, sexo, astrología, DIY, fitness y tutoriales. Somos mujeres, somos comunidad.

Cómo preparar agua de chía: beneficios y propiedades
2019-05-02
La chía es un tipo de semilla milenaria, que ya los mayas y aztecas consumían, y es reconocida por sus increíbles propiedades hidratantes, adelgazantes, digestivas, nutritivas, entre otras.
entradas

INGREDIENTES

350 ml de agua (un poco más de un vaso).
Semillas de chía: 1 cucharada sopera.
Jugo de limón.
Para endulzar: estevia.

70

Fácil

1

Estas semillas cada día se incorporan más en la dieta, y por eso es posible comprarlas en tiendas de alimentación, supermercados, herbolarios, etc. De ellas destaca su sabor característico, parecido al de la nuez, así como su versatilidad para añadirlas a cualquier tipo de recetas como arroces, pastas, ensaladas, carnes, pescados, pan, yogures, postres e incluso agua. Sus nutrientes suponen un excelente remedio para el organismo y, además, están deliciosas. Y, por si fuera poco, cabe mencionar sus propiedades.

  • Ayudan a prevenir la anemia gracias a su contenido en hierro.
  • Posee elevadas concentraciones de calcio, mayor que la leche.
  • Es rica en fibra, por lo que si vas estreñido, será una buena solución.
  • Su cantidad en vitaminas antioxidantes es superior a muchas frutas como los arándanos.
  • Los veganos y los vegetarianos agradecen a la chía la presencia de proteínas, esenciales en una dieta equilibrada y saludable.

 

¿Cómo tomarla?

Lo recomendable es tomar el agua de chía en ayunas, para que no te entre el hambre antes del almuerzo y te tienten las ganas de picar comida entre horas. Así, conseguirás bajar de peso y nutrirte cuidando tu organismo. ¡Tomala durante 30 días y contanos tu testimonio en los comentarios!

 

PREPARACIÓN

  1. En primer lugar, pon a remojo las semillas en 150 ml de agua, alrededor de 70 minutos. Con esto, logramos que se reblandezcan y su consumo será más agradable. Al pasar el tiempo, verás que se ha formado una especie de gel.
  1. Exprimir un limón y añadirlo a  200 ml de agua. Remover bien.
  1. Agregar el preparado del paso uno con el del paso 2 y remover hasta formar una mezcla homogénea. Lo normal es que se necesite una batidora. Si queda algún grumo, podés colar la bebida antes de tomarla.

SABÍAS QUÉ?

Comentarios


ÚLTIMAS NOTAS