Superalimentos para una piel perfecta

Gisella Martino Cepeda

Viernes 28 de Agosto

Soy Gigi Martino, Lic en Diseño y Gestión de Estéticas. Me especializo en Moda y soy una apasionada de los detalles y todo lo visual. Pueden ver más de mi trabajo en @gigimartinoc

Los alimentos “beauty” existen y eso es un hecho, al igual que la piel se alimenta y se nutre de adentro para afuera. De la misma forma en la que se cuida lo que se come para mantener en forma el cuerpo, si se quiere mantener en forma la piel, se debe estar atento a lo que se come.
Todo lo que comemos se dirige a nuestra piel y se convierte en ella, por eso no es de extrañar que se utilicen ingredientes naturales y superalimentos como productos de belleza; sin mencionar que la cuarentena nos ha obligado a encontrar otras alternativas caseras. Y es que hoy en día ya todas las marcas cosméticas están tendiendo hacia lo natural, y utilizar productos a base de alimentos ya es parte de lo usual y es el futuro. Superalimento es un término que se emplea para denominar a aquellos alimentos que contienen numerosas propiedades y beneficios. Estos son algunos superalimentos clave, que si se los incorpora tanto a la alimentación como a la rutina de cuidado de la piel, se puede lograr una piel perfecta.

ALOE VERA

El aloe vera es famoso por tener una alta cantidad de antioxidantes, encimas, vitaminas A, B, C y E, ácido fólico y además de todo esto es antiinflamatorio. ¿Cómo consumirla? La forma más común de hacerlo es en bebidas, con lo cual se debe extraer el gel de las hojas, este gel puede beberse sin ningún problema. Si se mezcla una parte de aloe vera con dos partes de agua de coco, se obtiene una bebida que además de ser muy refrescante, deja la piel súper brillante. Lo ideal es beberla como un agua, pueden preparar aguas del sabor que lo deseen y agregar el gel del aloe. En mercados naturistas pueden encontrar también jugo de la misma planta ya envasado listo para beber. El alto valor de sodio y potasio que contiene el aloe hidrata muchísimo la piel, los órganos y las células. Este alimento además puede aplicarse directamente en la piel, es de lo más sano. Un consejo, si van a aplicarlo directamente sobre la piel, guarden unas hojas en la heladera para potenciar el efecto refrescante y reparador.

 

MUSGO MARINO

El uso del musgo marino es milenario y se usa en lugares geográficamente opuestos, sus propiedades son universales. Este ingrediente ayuda a nuestro organismo a crear células nuevas, sangre y tejidos. Del musgo lo que se extrae es un gel que sirve para beberse en infusiones, jugos o batidos, y al igual que el aloe vera, puede utilizarse directamente sobre la piel a modo de mascarilla facial para tratar acné o despigmentación. Esta rareza de la belleza es una de las pocas fuentes veganas que contiene EPA, un ácido graso que ayuda a controlar la oleosidad en la piel, retrasar el envejecimiento de la piel y combatir el acné. En cuanto a las vitaminas y minerales son numerosas, entre ellas se encuentran la Vitamina A, la Vitamina K, omega 3, hierro, magnesio, fósforo y zinc. Todo esto ayuda a hidratar la piel y a que las células de la misma funcionen correctamente. ¿Dónde se encuentra? En herboristerías, o mercados naturistas. Se puede llegar a encontrar en forma de cápsula.

 

CÚRCUMA

Es un antioxidante natural que estimula la producción de colágeno y favorece a la regeneración de la piel. Lo bueno de la cúrcuma es que la podemos incluir muy fácilmente en la dieta, se puede rayar un poco en condimentos para ensaladas, jugos, se pueden hacer infusiones también, además de que es el ingrediente principal del curry y puedes condimentar innumerables comidas con ella. Desde ya la recomendamos para ingerirla porque tiene muchos otros beneficios para los órganos vitales de nuestro cuerpo, pero por otra parte si se quiere también se puede aplicar sobre la piel a modo de mascarilla. Si la mezclas con azúcar y una cucharada de aceite de oliva o de coco, se obtiene un exfoliante natural de los más nobles y beneficiosos para la piel. Y la receta de la mascarilla es muy sencilla, se debe mezclar una cucharada de cúrcuma, una cucharada de yogurt natural y una cucharada de miel. Esta mezcla se aplica en todo el rostro y cuello dejándola absorber durante 15 minutos y enjuagar la cara con agua tibia.

 

TÉ VERDE

El té verde ayuda a controlar las pieles grasas. Es un ingrediente que se encuentra muchísimo en productos de belleza, pero es sumamente recomendable beberlo. Las hebras de té verde no sólo tienen las ya conocidas propiedades antioxidantes, sino que también es un importante antiinflamatorio y antimicrobiano, con excelentes resultados en tratamientos para acné y pieles grasas.

 

FRUTAS

Incluir en la dieta diaria una amplia cantidad de frutas y verduras es una de las claves para lograr una piel sana y joven. Es la fuente diaria de nutrición que la piel necesita. Todos los cítricos son grandes hidratantes y fuentes de pura vitamina C, una de las fundamentales para detener el proceso de envejecimiento de la piel. A su vez los frutos rojos son poderosos antioxidantes, también fuente de vitamina C. De las frutas y las verduras es importante procurar que la vitamina C esté incluida. Entre los vegetales un poderoso antioxidante con vitamina C es el kale, es un gran hidratante muy fácil de ingerir. Puede tomarse en batidos y jugos o utilizarse en ensaladas o preparar unos ricos chips horneados para tener de snack.

 

MORINGA

Esta planta tiene siete veces más vitamina C que un cítrico. Ayuda a retrasar el envejecimiento prematuro de la piel porque neutraliza los radicales libres que son los causantes de las arrugas.
Tiene un alto contenido de proteína que protege y regenera las células. A la moringa se la conoce también como “el árbol de la vida” y se ha comprobado que si se la aplica directamente en una mascarilla sobre la piel, es capaz de revitalizar la piel y reducir los signos de la edad. ¿Cómo aplicarla en mascarilla? Utilizando la misma receta que con la cúrcuma, en lugar de ella se coloca una cucharada de moringa en polvo. Sí, se consigue en polvo en herboristerías, con lo cual es otro ingrediente que se puede ingerir fácilmente en bebidas.

 

Antes de consumir cada superalimento se recomienda consultar a un especialista en nutrición o médico clínico, porque son múltiples los beneficios de éstos pero cada organismo es un universo por separado.

ÚLTIMAS NOTAS